MANUALIDADES CREA-CUENTOS

Como supongo que a todos los niños,  a mi hija le encantan los cuentos. Cada noche tenemos la rutina de leer uno o al menos un trocito. Al principio, le contábamos de memoria los cuentos clásicos, pero pronto se nos terminó el repertorio (más bien nuestra memoria no daba para más) así que recurrimos a librerías y bibliotecas.

Tanto le gustan los cuentos que decidimos apuntarnos a un taller de cuentacuentos y fue allí donde aprendimos la importancia de leer cuentos a los niños. Entre otros, los cuentos fomentan su creatividad y también les ayudan a identificarse con los personajes, a empatizar, a aprender vocabulario favoreciendo también la escucha y mejorando la concentración.

Todos los libros tienen un encanto especial (y mas los infantiles que son una preciosidad) pero los cuentos también pueden ser inventados. Aunque los niños tienen una imaginación desbordante, a veces es necesario (incluso divertido por las historias locas que se crean) tener una “ayudita”. Así que a continuación compartimos una serie de recursos crea-cuentos para inventarlos con y para vuestros hijos. Además si colaboran con vosotros en preparar estos recursos también reforzareis la lectura y la escritura (en la fotos que mostramos veréis que la peque de la casa está haciendo sus primeros pinitos).

Crea-cuentos con cubos de cartulina

En Piccoli Centro Infantil aprendimos este vistoso recurso para inventar cuentos. ¿Cómo hacerlo? Muy sencillo. Sobre una cartulina del color deseado se dibuja o imprime el molde de un cubo (se puede usar cualquiera de internet, como referencia éste es el modelo que usamos nosotros). Después se dobla la cartulina por las líneas discontinuas y se unen con pegamento las pequeñas solapas. Paralelamente, se imprimen varios dibujos para colorear. En hay miles de dibujos, así que hay que escoger temas variados que incluyan personajes, lugares, objetos, etc. Antes de imprimir las imágenes para que luego los peques las coloreen, se debe tener en cuenta el tamaño de las mismas pues tienen que entrar en las caras del cubo. En nuestro caso, nos entraron imágenes de 5cm x 5cm. Una vez coloreados, se pega un dibujo en cada lado del cubo y, ¡voilà! el crea-cuentos ya está preparado.

Usarlo también es muy fácil. Se puede empezar a contar un cuento y lanzar el cubo a modo de dado para incorporar variaciones al juego. O también se puede empezar el cuento desde cero lanzando el dado y poco a poco incorporar los elementos del cubo a la historia. Se puede utilizar un cubo o varios para que sea más divertido.

Crea-cuentos con palitos de helado

Este crea-cuentos consiste en inventar una historia utilizando los elementos que están escritos en los palitos de helado (o los palitos de los pediatras). El color del palo representa un elemento de la historia. En nuestro crea-cuentos, los objetos son de color azul, los lugares de color verde y los personajes de color rojo. De modo que cada historia combina al azar 3 palos: uno rojo, uno verde y uno azul.

La combinación que tenemos en la foto (donde sólo hemos incluimos unos cuantos de nuestras decenas de palitos) es: “duende”, “río” y “puré”. La historia podría ser: “Érase una vez un duende que caminando por el bosque llegó a un río de pure de calabacín donde…” y el resto lo dejamos a vuestra imaginación.

Como veis, este crea-cuentos es muy fácil de hacer. Tan sólo hay que escribir sobre los palos de helado. Estos palitos se pueden comprar en las tiendas de manualidades o en bazares. Existen algunos que ya vienen coloreados, pero nosotros los compramos en color neutro para pintarlos de los colores deseados.

 Crea-cuentos con ruletas de cartulina

Este crea-cuentos consiste en  inventar una historia utilizando un elemento de cada círculo, los cuales se combinan al azar mediante el giro de cada uno, siendo en nuestro crea-cuento los objetos en azul, los protagonistas en rojo, los verbos en amarillo y los lugares en verde.

Para hacer este crea-cuentos se necesitan cartulinas de 4 colores distintos, un compás y un encuadernador pequeño. Para los que no sepáis dónde tenéis guardado el compás, podéis utilizar cacerolas, cuencos de cereales y vasos (como fue nuestro caso :)).

Antes de empezar a escribir los elementos del cuento en cada círculo, es necesario unir todos entre sí y dejarlos ordenador de menor a mayor. Para ello hay que hacer un pequeño agujero en el centro de cada círculo por el cual se introduce el encuadernador.

Una vez unidos, se dibujan líneas que pasan por el punto central de los círculos. Para que todos las casillas tengan más o menos el mismo tamaño, recomendamos que dibujéis las líneas como si estuvierais cortando una pizza, es decir, primero se dibujan las lineas perpendiculares que cortan en cuatro los círculos y luego se va dividiendo cada cuarto en partes iguales.

Con los círculos unidos y divididos en “porciones”, ya sólo queda escribir en cada casilla los elementos que formarán parte de las distintas historias que pueden inventar.

A modo de ejemplo y utilizando la imagen superior tenemos en la misma línea “flauta”, “monstruo”, “comer” y “en el bosque”, nuestra historia podría ser así: “Érase una vez un monstruo que vivía en un bosque. Un día, en el tronco de un árbol hueco se encontró una flauta. Al principio, pensaba que se podía comer, pero pronto se dio cuenta que esa flauta servía para…” Y la continuación de esta historia, dependerá de vuestra fantasía.

Crea-cuentos con un cuaderno

Este crea-cuentos está pensado para formar oraciones completas con elementos de la frase previamente establecidos, pero que al combinarse generan historias muy divertidas (incluso totalmente rocambolescas).

Para hacer este crea-cuentos tan sólo es necesario dividir horizontalmente en 4 las hojas de un cuaderno. Nosotros hemos utilizado hojas de colores que luego hemos encuadernado para darle un toque más vistoso y ayudar a entender mejor cada elemento de una oración.

En nuestro cuaderno, el color verde es el sujeto, el amarillo incluye el verbo, el azul el objeto directo (así se llamaba en mi época de estudiante) y el rosa el lugar.

Para hacer las combinaciones de colores, se puede hacer al azar, tirando un dado (o varios) o incluso diciendo números al azar para elegir cada color. Por ejemplo, si se eligen los números 7, 10, 21 y 3, por lo tanto se pasan 7 páginas del color verde, 10 del amarillo, 21 del azul y 3 del rosa. ¿Qué historia loca habrá salido?

Esperamos que estas ideas para crear vuestros propios cuentos os resulten interesantes y divertidas y que con ellas inculquéis a vuestros hijos el amor por la lectura y también les animéis a mejorar sus dotes como escribanos y literatos, e incluso que los utilicéis para aprender y reforzar otros idiomas.

Damos las gracias a nuestras amigas de Pintamonas por el lettering “Érase una vez” de la cabecera.

LOS 3 CERDITOS – EL MUSICAL DE LA RATONERA TEATRO (CON SORTEO)

¡”Los 3 cerditos” llegan al Teatro Nuevo Apolo más marchosos que nunca! Sí, sí marchosos, has leído bien. Más marchosos que nunca porque La Ratonera Teatro, le ha dado una vuelta de tuerca a este cuento clásico que tantas veces hemos leído y contado a nuestros hijos, incorporando a la historia las canciones de los DubbiKids. De este modo música y baile forman parte de la aventura de nuestros amigos porcinos Pinky, Ponky y Punky para protegerse del malvado lobo. Pero la música no es la única novedad en esta versión de “Los 3 Cerditos“, también lo serán una historia de amor y amistad narrada entre risas y chistes.

Esta representación está acompañada por los mismísimos DubbyKids, Bruno y Carlota, quienes nos presentan a los protagonistas de la historia en forma de marionetas y en un escenario sencillo pero sugerente al que se van incorporando los distintos elementos del cuento (y hay una tarta al final… ¡¡ssshhhh, no se lo digáis a nadie!! ;))

Nosotros acudimos al estreno de “Los 3 Cerditos” y podemos decir que nos gusto, ¡y mucho! Los  aproximadamente 55 minutos de función se nos pasaron volando. Sobretodo para los más pequeños de la casa (de 3 añitos) que disfrutaron cada instante, no solo bailando y cantando sino también riendo con las bromas de Bruno y Carlota.

Los 3 Cerditos“,  clasificada para niños de 1 a 6 años (en nuestra opinión hasta los 5 años), se ofrece al público en 8 funciones de fin de semana en los siguientes horarios:

  • Sábado 3 Febrero a las 16.30h 
  • Sábado 17 Febrero a las 16.30h 
  • Domingo 18 Febrero a las12.30h
  • Sábado 24 Febrero a las 16.30h
  • Domingo 25 Febrero a las 12.30h
  • Sábado 3 Marzo a las 16.30h 
  • Sábado 10 Marzo a las 16.30h 
  • Domingo 11 Marzo a las 12.30h

Pero eso no es todo, gracias a los amigos de Criaturas Digitales, sorteamos* 1 entrada doble (o dos entradas, como queráis verlo :)) para la función del 17 de Febrero a las 16.30h. Para participar, entra en la pagina de Facebook de Pequeños Planes y coméntanos cuál es tu cuento clásico favorito (y de paso y si te acuerdas, dale un “me gusta” a la página y la publicación). El sorteo finalizará el 14 de febrero a las 18h y una mano inocente sacará una “bolita” con el nombre del ganador que anunciaremos el mismo día en Facebook.

Venga, ¡anímate y participa en el sorteo! Y si no hay suerte, siempre puedes pasar una tarde de teatro con tus hijos comprando tus entradas (desde 8 €):

ONLINE:

EN TAQUILLA: 

  • Mañanas de Miércoles a Domingo de 11:30 A 13:30
  • Tardes: Martes de 17:00 a 20:00H y de Miércoles a Domingo de 17:00H a inicio de función.

¿A qué esperas? La suerte está echada… ¡¡¡soplaré y soplaré y en el teatro te veré!!!

* (No serán aceptados comentarios considerados como inadecuados, ofensivos, injuriosos o discriminatorios o que pudieran vulnerar derechos de terceros. Los registros de los usuarios que sean posteriores a esta fecha no podrán entrar en el sorteo. Los ganadores pueden contactar con el organizador del sorteo a través del correo a través de nuestra página de Facebook o del contacto de Pequeños Planes).

El Monte del Pilar, un monte para toda la familia

El Monte del Pilar es un parque forestal de dominio público ubicado entre los municipios de Madrid, Pozuelo de Alarcón y Majadahonda. Este monte, aparte de ser un pulmón verde (y un joya natural sobre todo para los que vivimos cerca), ofrece infinidad de posibilidades para realizar actividades al aire libre, siendo unos de los lugares más frecuentados para el ocio en familia.

Os contamos cómo disfrutar de este espacio natural en plena ciudad y cómo sacarle todo el jugo si lo visitamos con niños.

Un monte para deportistas

Miles de personas consideran el Monte del Pilar el mejor “gimnasio” para practicar su deporte favorito como el running, ciclismo o senderismo. Este parque forestal cuenta con senderos y caminos habilitados para el tránsito de bicicletas y peatones tanto por la zona exterior al cerramiento perimetral (la zona más urbana) como en el interior del mismo. Es por ello que el Monte del Pilar es testigo de varios eventos deportivos a lo largo del año como carreras populares, competiciones de orientación y marchas nórdicas.

Para los que nos gusta el campo, el Monte del Pilar es un entorno privilegiado para dar un paseo, respirar aire limpio, recargar pilas e incluso aprender sobre la naturaleza con los peques de la casa.

Os dejamos el enlace a la foto aérea del Monte del Pilar para que podáis preparar vuestras rutas y disfrutar de parque de pino piñonero.

un monte para “piratas”

¿Sabíais que en el Monte del Pilar hay tesoros escondidos? Pues sí y además algunos de ellos son para niños ya que tienen objetos intercambiables. ¿Qué no sabéis de lo que hablamos? Os lo contamos brevemente. A través de la aplicación gratuita Geocaching, algunas personas esconden tesoros (caches) y los geolocalizan para que otras personas los encuentren. Estos tesoros deben permanecer en su lugar para que pueda ser encontrados por múltiples exploradores. Algunos de los tesoros escondidos son grandes contenedores que incluyen pequeños objetos como juguetes que pueden ser intercambiables y por ello muy atrayentes para los niños.

En el Monte del Pilar hay unos cuantos tesoros y al menos dos de ellos son para niños, así que, ya sabéis qué hacer, ¡poneos el sombrero de pirata y preparar un mapa!

Aquí os damos más información sobre el geocaching.

Además en la zona exterior del cerramiento, junto al carril bici del Ayuntamiento y frente a la altura del Centro Comercial Monte del Pilar se encuentra el Parque Urbano Felipe VI. Este parque está dividido en dos zonas de recreo para niños “piratas” con columpios y parques infantiles orientados a distintas edades. Asimismo, entre ambos parques infantiles existe un circuito de salud y entrenamiento.

el refugio de la fauna autóctona

Dentro del recinto del Monte del Pilar, accediendo por la vía asfaltada desde la estación de RENFE, se encuentra el Hospital y Centro de Recuperación de fauna salvaje de GREFA (Grupo de Rehabilitación de Fauna Autóctona). Se trata de una organización no gubernamental sin ánimo de lucre cuyo objetivo es el estudio y la conservación de la naturaleza.

Además de la atención y cuidados necesarios de los animales que ingresan en el hospital para su posterior liberación, GREFA trabaja en su objetivo de conservar la fauna salvaje a través de la educación y sensibilización social. Es por ello, que GREFA organiza actividades de educación ambiental para todas las edades que persiguen.

Una de las actividades de educación ambiental es la visita a su centro donde conviven buitres, águilas, lechuzas, perdices, galápagos y otros animales autóctonos en unas instalaciones que recrean sus hábitats naturales. A través de un recorrido guiado y al aire libre, GREFA da a conocer su labor de rehabilitación y enseña todas las características de los animales que alberga (tanto desde el aspecto biológico como curiosidades y anécdotas).

Las visitas son los sábados, domingos y festivos a las 11:30h y previa inscripción teléfonica o por mail. La tarifa-donativo es de 5€ por persona a partir de los 4 años, por lo que además de ser un plan con niños perfecto (aprenden, juegan y disfrutan del entorno), estamos colaborando en la labor de GREFA para conservar la fauna.

Aparte de la fauna propia de la zona y los habitantes de GREFA, el Monte del Pilar cuenta con unos habitantes muy especiales que hacen las delicias de los más pequeños, las ovejas del pastor Antonio Robledo. El rebaño de nuestro amigo Antonio puede verse accediendo al interior del pinar por el segundo acceso desde la Estación de Renfe. Si miráis el mapa forestal nos al claro de pinos. Este centenar de ovejas no sólo hace disfrutar a los niños y las familias que lo visitan sino que contribuye a conservar el Monte del Pilar limpio de maleza y reducir el riesgo de incendios.

Como veis el Monte del Pilar ofrece muchas actividades para hacer en familia y con niños, si lo visitáis, ¡seguro que os encantará! Y recordad, dejad el monte como te gustaría encontrarlo.

Hervé Tullet, el autor de bestsellers para niños

¿Conocéis a Hervé Tullet? Más que a él, a sus libros. Nosotros le conocimos hace relativamente poco y desde entonces siempre tenemos como obra de cabecera algún libro suyo que leemos antes de dormir. Bueno, voy al grano que me voy por las ramas…

Hervé Tullet es un ilustrador francés con infinidad de obras dirigidas a los niños. No se trata de libros al uso sino que son libros para que los niños interactúen con cada una de sus páginas. De esos hay muchos en el mercado – pensaréis -, pero los de Tullet sorprenden por su sencillez y lo rápido que cautiva a los niños (bueno, también a los mayores que leemos con los niños).

¿Como es posible que con tan sólo unos puntos y los colores primarios los niños no quieran perderse ni una sola página? Eso lo que ocurrió con “Un libro” (Ed. Kókinos) la primera obra del francés que pasó por nuestras manos. Cuando “Un libro” llegó a casa (nos lo recomendaron) mi hija hacia sus primeros pinitos con la lectura. Por aquel entonces odiaba leer pues se frustraba mucho al no recordar lo que leía sílaba a sílaba. Sin embargo, con “Un libro” cambió todo, quería seguir leyendo y ver qué pasaba en la página siguiente. Decía que era fascinante (ojiplática me quedé con la palabrita en cuestión). Tullet había conseguido que mi hija quisiera leer así que no tardé en buscar por las bibliotecas de la zona otros títulos del autor.

TULLET PARA PREESCOLARES

A Tullet le nombraron el “príncipe de los libros para preescolares” y es que tiene numerosas obras dirigidas a los niños de edad temprana. Estos libros despiertan el interés de los niños por descubrir y fomentan su imaginación mediante la sorpresa.

Los libros para los más pequeños tienen un formato muy cómodo. Son pequeños y de cartón pensados para ser manipulados por sus pequeñas manitas. Prácticamente todos los libros para preescolares se centran en un único concepto que se repite en las distintas páginas. Algunos de ellos tienen pequeños textos y otros carecen de letra alguna, pero aún así crean una magia que atrapa. Así encontramos, por ejemplo:

  • Juego de formas (Ed. Kókinos):  A través de hojas de distinto color y troqueladas con  distintas formas los niños van conociendo el cuadrado, rectángulo, rombo,… Una forma lleva a otra por lo que permite mirar a través, manipular la forma y también descubrir todo un mundo de colores.
  • Juego de dedos (Ed. Kókinos): Algo tan simple como un dedo con una carita pintada permite crear unos personajes que cobran vida y todo un mundo de aventuras. Los protagonistas de esta historia son los Gusidedos que aparecen por el agujero central del libro.
  • Juego de construcción (Ed. Kókinos): Gracias a  que cada hoja está dividida en dos partes, (arriba y debajo) las imágenes se combinan para crear situaciones tan variopintas como que un pequeño hombrecito levante un elefante o que una montaña se sostenga por un sólo dedo.
  • ¿Pequeño o grande? (Ed. Patio): Los conceptos de grande y pequeño son captados por los niños siguiendo a un pequeño pez se va alimentando página a página, creando sorpresas a medida que va creciendo.

Todos estos libros están pensados para que un adulto ejerza de mediador entre el niño y el libro. De esta forma, cada libro será más o menos mágico o atrayente dependiendo de la imaginación de los distintos interlocutores y de cómo se produzca la interacción.

TULLET PARA NIÑOS DE PRIMARIA Y SECUNDARIA

Este autor no se olvida de ningún niño y ha escrito e ilustrado para todas las edades y gustos. Sus obras se pueden encontrar en distintas secciones como en bebés, narrativa y arte, pero independientemente de la edad y la sección, todos tienen un denominador común: cautivan.

A medida que la edad de los niños aumenta, el cartón da paso al papel y, a su vez, Tullet reduce la necesidad de un mediador externo y hace que sea el propio lector quien interaccione con la obra. Los libros se dirigen a los niños introduciéndoles en la historia y animándoles a realizar determinadas acciones.

  • Un libro (Ed. Kókinos): Una mancha amarilla que invita a ser presionada es el arranque de este título. A través de distintas acciones como presionar o agitar el libro la mancha va cambiado o multiplicándose. La intriga de saber qué pasa en la siguiente página hace que el niño quiera descubrir y continuar la lectura. Además de entretener, se introduce el concepto causa-efecto.
  • ¡Oh! Un libro con sonidos (Ed. Kókinos): Curiosamente este libro no emite ningún sonido sino que es el lector quien modulando su voz genera las onomatopeyas que dan sonido al ¡OH! Un forma divertida de hacer los primeros pinitos en la música.
  • Cinco Sentidos (Ed. Kókinos): Vista, oído, tacto y olfato se presentan en este libro a través de imágenes que hacen que el cerebro reproduzca el estímulo. Por ejemplo, el dibujo de una flor nos trae a la memoria su olor. Algunas figuras tienen relieve por lo que este libro se presta a ser tocado y manipulado. También introduce juegos y acertijos que desafían a los más pequeños… ¿habrá un sexto sentido?
  • Las Vacaciones de Turlututu: Tullet crea un personaje imposible, un ojo gigante llamado Turtulutú que introduce al niño historias mágicas y juegos que incluyen dibujos para colorear y pegatinas.
TULLET Y LA CREATIVIDAD

Como ilustrador que es, Tullet acerca el arte a los más pequeños y con sus libros invita a los niños a experimentar con su creatividad e imaginación. Tanto es así que incluso realiza talleres de arte para niños alrededor del mundo. De hecho, varios libros del francés se encuentran en la sección de arte o manualidades de las bibliotecas y librerías con títulos tan sugerentes como “ A garabatear” o “Batalla de Colores” que  dan incitan al niño a dibujar con libertad y a crear sus propias obras de arte.

Estos son algunos de estos libros enfocados en la creatividad:

  • Colores (Ed. Kókinos): Siguiendo el mismo concepto que “Un Libro”, Tullet juega con los colores, mezclándolos entre sí y experimentando con ellos. Este libro se presta a que, en paralelo, se juegue con los colores para generar la paleta de colores que se muestra en esta obra.
  • ¡A garabatear! (El Aleph Editores): ¿Quien a dicho que un garabato no es arte? A través de líneas, juego y borrones, el niño deja volar su imaginación y puede pintar las páginas de este libro con total libertad. Incluso muchos de sus dibujos ya están enmarcados antes de ser dibujados. Porque el arte está en cualquier parte, tan sólo hay que dejarlo fluir y este es el propósito de este libro.
  • Diviértete. Talleres de Arte con Hervé Tullet (Ed. Phaidon): Con este libro el francés crea distintas actividades para que pueden ser desarrolladas en casa, en clase o incluso en museos. Autenticas clases de arte dirigidas a los niños para que den rienda suelta a los artistas que llevan dentro. El libro está dividido en talleres que incluyen los materiales a utilizar y las instrucciones a seguir.

Aquí os hemos dado unas pinceladas sobre este genio de los libros a través de la ilustración pero Hervé Tullet tiene publicados decenas de obras para niños.  Os recomendamos tener algún Tullet en vuestra biblioteca infantil, sin duda, descubriréis todo un universo de diversión y aprendizaje con vuestros hijos.

Ruta con Niños – Embalse de Santillana (Manzanares El Real – Madrid)

A los pies de La Pedriza se encuentra el Embalse de Santillana cuya lámina de agua que se extiende por los municipios madrileños de Manzanares El Real y Soto del Real. Aunque existen varias rutas por la zona (de distintas distancias y dificultades), por el margen derecho del embalse comienza una vía pecuaria que se convierte en el lugar perfecto para hacer una ruta con niños, bien a pie o en bicicleta. Os contamos más detalles de esta ruta que discurre por el Parque Regional de la Cuenca Alta del Manzanares con unas vistas increíbles a la Sierra de Guadarrama a unos 50 kilómetros de Madrid Capital.

INICIOS DE LA RUTA DEL EMBALSE DE SANTILLANA

Esta ruta lineal por el Embalse de Santillana de aproximadamente 3-4 kilómetros de distancia (ida y vuelta) puede comenzarse desde dos lugares de la Calle de la Paz de Manzanares El Real:

  • Desde el Cementerio de Manzanares El Real – ruta larga (4 km ida y vuelta)
  • Desde el Descansadero del Espinajero (al final de la Calle de la Paz) – ruta corta (3 km ida y vuelta)

A ambos lugares de inicio se puede acceder en coche ya que existen zonas de aparcamiento, si bien es cierto hay mucho más espacio para aparcar en el Descansadero.

Es importante destacar que el trayecto desde el Cementerio hasta la vía pecuaria, ubicada junto al Descansadero del Espinajero, está transitado por vehículos por lo que hay que extremar la precaución con los peques de la casa, sobre todo en el tramo del puente dado que se estrecha la carretera.

DESCRIPCIÓN DE LA RUTA DEL EMBALSE DE SANTILLANA POR LA VÍA PECUARIA

Al final de la Calle de la Paz, nada más atravesar el puente, se encuentra el Descansadero del Espinarejo, una explanada de tierra que hace de aparcamiento y desde donde comienza la vía pecuaria al borde del Embalse de Santillana. En este mismo lugar se encuentra un mirador desde el que contemplar el Embalse, el Castillo de Mendoza, las magníficas vistas a La Pedriza y el impresionante Yelmo.

Al tratarse de una vía pecuaria, no hay tránsito de motos o coches, lo que permite circular a pie libremente. Además, al estar asfaltada, esta ruta puede realizarse en bicicleta, patinete o patines.

Toda la ruta transcurre por el lado derecho del Embalse de Santillana pudiendo acceder a él por las distintas entradas de pescadores. Mucha precaución al acercarse a la orilla por su los niños se meten en el barro. Dependiendo del nivel del agua, pueden verse algunos animales como vacas pastando por el Embalse e incluso puede cruzarse el Embalse hasta la otra orilla (no recomendable si se va con niños).En algunas zonas del recorrido es posible adentrarse en el campo entre el asfalto y la orilla del embalse, pudiendo andar entre la vegetación de ribera.

Esta ruta concluye al llegar a la puerta de acceso a la Finca de El Espinarejo desde donde se emprende el camino de vuelta hasta el punto de inicio.

Para no repetir la ruta y cambiar un poco el paraje, se puede realizar el camino de vuelta junto a la orilla del Embalse de Santillana, eso sí, deberá recorrerse a pie pues el suelo no es tan firme como para ir sobre la bicicleta u otro tipo de ruedas.

DATOS GENERALES DE LA RUTA – EMBALSE DE SANTILLANA
  • Distancia (ida y vuelta):
    • Desde el Cementerio de Manzanares El Real – 4 kilómetros
    • Desde el Descansadero del Espinarejo (aparcamiento) – 3 kilómetros
  • Tipo de ruta: Lineal.
  • Dificultad: Baja
  • Tiempo (ida y vuelta): 1,5 horas con niños
  • Servicios:
    • Zona de aparcamiento
    • Mirador
    • Contenedores de basura
  • Niños: Si, desde cualquier edad
  • Carrito: Si, por la zona de asfalto
  • Ruta alternativa: Esta misma ruta, comenzando desde el Descansadero del Espinarejo y a pie, puede realizarse por la orilla del embalse e incluso prolongarla hasta la presa.
OTRAS RUTAS CON NIÑOS

Si te gusta la naturaleza y quieres disfrutarla con tus hijos, aquí te indicamos algunas rutas recomendadas para niños:

Collague 2017

ADIÓS al 2017 – HOLA al 2018

Hoy despedimos al año 2017…

Por un segundo, echamos la vista atrás y vemos que  ha sido un año cargado de emociones. Un año con sus alegrías y con sus penas, pero, sin duda, un año con instantes para recordar.

En este vídeo hemos querido recoger algunos de esos momentos inolvidables para compartirlos con los amigos de toda la vida y con los nuevos que se han incorporado este año. Asimismo queremos agradecer su dedicación y simpatía a todos aquellos que organizan planes para niños. Gracias por esas actividades con las que no sólo nos  divertimos sino que también aprendemos. Sin vosotros la aventura de ser padres, sería mucho más difícil. Por supuesto, no hemos podido incluir todo lo que ha representado 2017, nos hemos dejado mucho en el tintero…¡ 365 días no caben en 2 minutos! A TODOS, tanto si estáis en el vídeo como si no, ¡MUCHAS GRACIAS!

Y por último, y no menos importante, os deseamos un 2018 lleno de pequeños y grandes planes en familia ¡FELIZ AÑO 2018!

 

Recetas navideñas con Niños – Dulce Navidad

“Navidad, Navidad, dulce Navidad…” Como dice el villancico, es momento de tomar dulces y  disfrutarlos rodeados de familia y amigos. Por ello os proponemos que os pongáis manos a masa en la cocina junto a los peques de la casa y preparéis unas recetas navideñas ricas, sanas y divertidas.

Recetas navideñas – CORONA de NAVIDAD

Esta receta es tan sencilla como sabrosa. Ideal para hacer con niños ya que ellos mismos pueden hacer todos los pasos, eso sí, siempre con la supervisión de un adulto. En la imagen pueden verse los pasos principales de la receta.

Ingredientes:

  • 2 láminas de hojaldre redondo)
  • 1 bote de crema de chocolate con avellanas (Nocilla o Nutella)
  • 1 yema de huevo

Receta paso a paso:

  1. Estira una lámina de hojaldre sobre la mesa dejando el papel de horno debajo.
  2. Con la ayuda de una taza o vaso, haz el círculo central (tan sólo hace falta presionar sobre el vaso)
  3. Retira el círculo del centro con cuidado para no deformar la corona.
  4. Usando una espátula, unta la corona de crema de chocolate. Sé generoso con la capa de chocolate para que esté rico, rico.
  5. Coloca la segunda lámina de hojaldre sobre el chocolate y vuelve a hacer el círculo central con el vaso.
  6. Como si de los rayos de sol se tratara, haz pequeños cortes sobre la corona pero sin llegar al círculo central.
  7. Retuerce sobre sí mismos los “rayos de sol” como parece en la imagen. Da dos vueltas a cada uno.
  8. Con la ayuda de un pincel , unta la yema de un huevo toda la corona.
  9. Hornea durante aproximadamente 20 minutos la corona a 180ºC (precalentado a 200ºC).
  10. Saca del horno y deja enfriar un poco.
  11. Y… ¡lista para comer!

No hace falta cuchillo para servirla, ponla en el centro de la mesa y tira de los rayos de sol para que  el hojaldre se suelte del centro de la corona y… ¡directa al paladar!

Siguiendo la misma idea, se pueden hacer otras figuras como por ejemplo un árbol de Navidad youna estrella fugaz.

Recetas navideñas – Árbol de navidad

Con tanta comilona, siempre conviene y apetece tomar un poco de fruta, sana y fresquita. Pero en Navidad todo se transforma, incluido la fruta. Aquí os presentamos nuestro árbol de Navidad de kiwi.

Ingredientes:

  • Kiwi (pueden usarse otras frutas como manzana o naranja… pero no sale un árbol tan auténtico)
  • Palitos Mikado (también pueden utilizarse palitos salados)
  • Lacasitos (también pueden utilizarse frutos rojos como arándanos, frambuesas o grosellas).

Receta paso a Paso:

  1. Pela el kiwi, córtalo en rodajas y cada rodaja córtala por la mitad.
  2. Coloca los gajos de kiwi dejando la parte recta del corte hacia arriba y distribúyelos para que conformen un árbol como el de la imagen.
  3. Para hacer el tronco, coloca en paralelo 3 o 4 Mikados y oculta su inicio por debajo del kiwi.
  4. Decora el árbol-kiwi con Lacasitos simulando que son bolas de colores.
  5. Y… ¡listo para comer!
Recetas navideñas – Galletas de mantequilla

Una receta perfecta para cualquier época del año es la de galletas de mantequilla. Para darle un toque navideño, tan sólo es necesario utilizar unos moldes para galletas apropiados para la época. Un árbol, una estrella, una bola de navidad o un gorro de Papá Noel son formas muy acordes a estas fechas.

Aquí os dejamos la receta: Galletas de mantequilla.

Recetas navideñas – Roscón de Reyes

Por último, ¡cómo no!, os traemos la receta de Roscón de Reyes, el imprescindible de la Navidad y el acompañamiento perfecto a una tarde de juego con los nuevos regalos.

Tened en cuenta que esta receta requiere un tiempo de preparación y los niños se pueden impacientar, por lo que recomendamos que se preparen otras actividades para tenerles distraídos durante las esperas.

Aquí os dejamos la receta completa: Roscón de Reyes.

Manualidades con niños – Bolas de Navidad

Hay Bolas de Navidad en casa, en el colegio, en los escaparates…¡hasta en los coches! Y es que cuando llegan estas fechas la decoración navideña está por todas partes. Sin embargo, a nosotros nos gusta ser originales y dejar de lado las típicas bolas rojas con efecto espejo. Por eso os traemos algunas ideas para que, junto a los niños de la casa, diseñéis vuestras propias Bolas de Navidad.

Bolas de Navidad con Goma EVA

En forma de círculo, cuadrado,… Con pegatinas, gomets u ojos adhesivos,… Rojas, verdes, amarillas… La Goma EVA es como los spaguettis, aguanta todo, es muy fácil de trabajar y le gusta a todo el mundo :).

Dale a un niño unas tijeras, pegamento y Goma EVA de colores y te hará un diseño súper original y divertido. Luego le hacéis un pequeño agujerito con un cuchillo para poner la cuerda y ¡tachán! Una Bola de Navidad única en el mundo mundial.

BOLAS DE NAVIDAD CON HAMA BEADS

Nos encanta hacer manualidades con las pequeñas cuentas de Hama Beads ya que son muy versátiles y permiten multitud de diseños. Por lo tanto no podíamos dejar de lado este material para hacer nuestras Bolas de Navidad.

Elige el motivo que más os guste: un diseño clásico, uno invernal o incluso un estilo libre. Dependiendo de vuestros gustos y de la edad de los niños, podéis elegir un diseño complicado o simplemente que coloquen las cuentas en la plantilla libremente sin seguir ningún tipo de patrón.

Bolas de Navidad con POMPONES

Sobre una bola de porexpán se pueden pegar o colocar multitud de materiales como pegatinas, papel de periódico,  chinchetas, lentejuelas, macarrones, etc.

Con estas bolas blancas que se pueden comprar en las tiendas de manualidades o en los bazares, hemos decidido utilizar dos materiales, pompones y tela. Os contamos un poquito:

  • Con pompones

    Tan sólo es necesario pegar los pompones a la bola de porexpan. Lo podéis hacer con silicona caliente (poco recomendado con niños), silicona fría o cola blanca. Si utilizáis estos dos últimos adhesivos, tened en cuenta que tiene que secarse bien, por lo que recomendamos envolver la bola con los pompones pegados con papel transparente y dejar reposar 24 horas antes de desenvolver.

  • Con tela (tipo patchwork y sin aguja):

Para hacer estas Bolas de Navidad, quizá las más difíciles de todas las que proponemos y por ello serán las que podrán hacer los niños de mayor edad, es necesario seguir varios pasos:

  1. Escoge retales o reutiliza la tela de vestidos o camisas viejas para decorar vuestra Bola de Navidad y recorta cuadrados de 5 x 5 centímetros (ojo, el tamaño depende del de la bola de porexpan).
  2. Dibuja la circunferencia del ecuador de la bola de porexpan con un bolígrafo.
  3. Haz otra circunferencia pasando por los polos de la bola.
  4. Dibuja una tercera circunferencia completamente perpendicular a la segunda y también pasando por los polos. De esta forma la bola queda dividida en 8 partes.
  5. Sobre un papel dibuja tu motivo navideño (en nuestro caso un árbol) y luego úsalo como molde para pintarlo en la bola.
  6. Dibuja el contorno del motivo sobre la bola justo en las intersecciones de las dos circunferencias dibujadas, dejando el extremo de arriba y el de abajo sin motivo.
  7. Con un cuchillo de postre o  un punzón, recorre todos los trazos del bolígrafo sobre la bola.
  8. Coloca el retal sobre la bola  de porexpan y fíjalo con alfileres para que no se mueva.
  9. Introduce la tela por los surcos que se quedaron en la bola al seguir las líneas del bolígrafo. Utiliza el cuchillo de postre o el punzón para meter la tela por los surcos.
  10. Ve cubriendo parte a parte la bola de porexpan con distintos retales de distintos colores y motivos. Nosotros hemos utilizado 8 trozos de iguales de tela con motivos florales para cubrir las 8 secciones y 4 trozos iguales de tela dorada para cubrir los árboles.
  11. Una vez cubierta toda la bola de porexpan con tela, puedes retirar los alfileres.

Bolas de navidad con cuerda o lana

Con el mismo método que utilizamos en la decoración de Halloween para crear un nidos de arañas, podemos realizar Bolas de Navidad:

  1. Recubre con lana o cuerda un globo inflado del tamaño un poco mayor a un puño. Para fijar los extremos de la cuerda, haz un nudo alrededor de la boquilla del globo.
  2. Cuando lo tengas bien cubierto, introduce el globo junto a la cuerda en un recipiente con cola blanca diluida.
  3. Gira el globo para que toda la cuerda quede empapada en cola.
  4. Deja que la cola se seque durante 24 horas y así la cuela se endurezca. Para ello, cuelga el globo de modo que quede suspendido en el aire. Pon un papel en el suelo bajo el globo porque gotea.
  5. Una vez seco, explota el globo y extráelo por una de los agujeros entre la cuerda.

Esperamos que estas ideas os sirvan de ayuda para pasar un buen rato con los niños y sobre todo una bonita forma (y económica) de decorar la casa en familia.

Se te ocurren otras ideas para decorar Bolas de Navidad, ¡compártelas con nosotros! y sobre todo: ¡¡¡FELICES FIESTAS!!!